En 65 grados ponemos a tu alcance productos cocinados a baja temperatura.
Esta técnica, propia de la alta cocina, consiste en someter los productos envasados al vacío a temperaturas siempre inferiores a 100 ºC, en su mayoría en el entorno de los 65 ºC.
Así conseguimos carnes y pescados con sabor y textura inigualables, que entregamos en tu domicilio envasados al vacío y refrigerados, con unas sencillas instrucciones para que tú les des el acabado final. En 15 minutos tendrás en tu mesa carnes para las que necesitarías horas de preparación. Las puedes acabar en el horno, plancha o grill y te incluimos sugerencias para la preparación de deliciosas salsas con el jugo de la carne.

Deja un comentario

- TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR -